fbpx

Practica la gratitud y verás como todo en tu vida comienza a fluir

 

Cada mañana, mientras te despiertas, DA LAS GRACIAS. Gracias por un nuevo día, por tu cama, por haber dormido toda la noche si fue el caso, por tu pareja, por tu trabajo, por tus hermanos, familia, amigos. Busca cada detalle de tu vida, por pequeño que sea, para estar agradecido. Al cabo unos días, no solo habrás creado un hábito que te hace sentir bien, sino que te sentirás más feliz y verás cómo las cosas en tu vida, comienzan a fluir de mejor manera.  

Y es que según la escritora Melody Beattie, la gratitud le da sentido a nuestro pasado, trae paz a nuestro presente y crea una visión para el mañana.

Según numerosos estudios, ser agradecido trae varios beneficios. Por ejemplo, el sistema inmunológico se hace más fuerte y la presión sanguínea baja, hay niveles más altos de emociones positivas y disminuyen los sentimientos de soledad o de aislamiento. Aquí, más ventajas de esta práctica, que por lo demás, no cuesta nada.

 

  1. Te sentirás más optimista. Ser agradecido te llevará a enfocarte en lo bueno que hay en tu vida. Además, se ha demostrado que el optimismo ayuda a tener una mejor salud en general y hasta se ha vinculado con la longevidad.

 

  1. Adiós materialismo. Enfocarse únicamente en lo material muchas veces genera que seamos menos agradecidos. 

 

  1. Verás las cosas que realmente importan. Dar las gracias todos los días te ayudará a enfocarte en las cosas que sí tienen importancia, como disfrutar a tu esposo (a) o pareja, hijos, amigos y otras cosas que ya tienes en tu vida que te llenan realmente o que te hacen sentir bien.